sábado 15 junio 2024

AMLO no quiere subsidiar la tortilla; Delfina, candidata al Edomex: las 5 chingaderas de la 4T

por etcétera

Estamos muy complacidos de informarles que, gracias a nuestro presidente, el planeta entero alcanzará la paz por cinco años. O al menos eso es lo que dijo, pero nadie le cree. Ni él mismo.

Si no fuera una chingadera, sería muy gracioso pensar que el mismo señor que se pelea a diario con montones de personas es el que va a lograr que cesen las guerras y las rivalidades comerciales en el mundo entero.

Pero, poniéndonos más locales, una chingadera que ya se veía venir y que se concretó esta semana fue la designación extra oficial de Delfina Gómez como candidata a la gubernatura del Estado de México por Morena.

Además, AMLO dejó muy en claro que le duele mucho que la gente pobre pague más por la tortilla, pero pues ni modo. Él no la subsidiará. Ah, pero sí contratará a los Tigres del Norte para el 15 de septiembre. Hay prioridades.

1.- AMLO y su propuesta para la paz mundial

López Obrador lanzó el jueves una gran idea: que el mundo entero se decrete una tregua de cinco años de todos los conflictos bélicos y comerciales, para que los gobiernos se puedan dedicar a sacar adelante a sus naciones.

Gran idea, presidente, felicidades. Ni Miss Universo lo hubiera hecho mejor.

Solo que tiene dos graves defectos: el primero, es que es una “propuesta” demagógica mediante la cual usted prepara el terreno para la recesión económica que se avecina y que será peor en México que en otros países. Cuando la recesión llegue, tendrá usted la excusa de decir que nadie le hizo caso de pacificar al mundo.

El segundo grave defecto es que, aun si fuera posible que todos los países abandonaran sus respectivos intereses, el hecho de que la idea parta de usted le quita toda legitimidad. Usted no ha hecho otra cosa que provocar conflictos.

2.- El PRD pide subsidiar la tortilla y AMLO niega la posibilidad

Esta semana el PRD presentó una iniciativa simple, necesaria y practicable: designar una partida presupuestal para subsidiar miles de tortillerías en todo el país, de modo que el kilo se venda a diez pesos. Se trata de que las familias más pobres puedan adquirir un kilo al día a precio reducido.

Pero AMLO, mezquino, no adoptó la idea, por más que dice que le interesa el bienestar de los pobres y que en realidad se gastaría una cantidad muy menor a lo que ha costado el AIFA, el Tren Maya o Dos Bocas.

Fue justamente al lanzar su gran idea de la tregua de cinco años que dejó en claro que su gobierno no meterá las manos (ni el presupuesto) para que baje el precio de la tortilla. Lo hizo de manera sutil, pero inconfundible al culpar a la guerra Rusia-Ucrania de que suba el gas, y con ello, la tortilla y otras cosas.

“¿En qué les puede afectar a los presidentes, jefes de estado, legisladores, pues ellos hasta tienen protección especial… pero la gente que tiene que comprar las tortillas y las tienen que comprar más caras (…) Esa gente va a tener que apretarse”, manifestó.

Y de ahí se siguió diciendo que la solución es una tregua mundial de cinco años entre todos los países, iniciativa que podría liderear el Papa Francisco o la ONU. Nombre, qué fácil.

3.- Para traer a los Tigres del Norte sí nos alcanza: AMLO

Primero anunció que el gobierno entrará en una fase de “pobreza franciscana”, que según Elizabeth García Vilchis no es más que “recortar gastos superfluos”. O sea, la pobreza franciscana es lo mismo que dicen que es la austeridad republicana.

Pero luego de tal anuncio, el presidente anunció que para el 15 de septiembre habrá una verbena popular en el Zócalo, con la presencia de Los Tigres del Norte.

El presidente dijo que gracias a “los ahorros” sí alcanza para traer a dicho grupo musical, porque se trata de la “alegría y felicidad” para el pueblo.

Pero para subsidiar la tortilla, ni medio centavo. Y es el presidente no quiere que le falte nada a SU Grito de la Independencia. Ya extraña gritar “¡Viva México!” a un Zócalo atestado.

4.- Adán Augusto y su grosería con una víctima de violencia

Desde su postura como el segundo hombre más poderoso del gobierno federal, el secretario de Gobierno, Adán Augusto López, dio una enorme muestra de insensibilidad y falta de empatía hacia la madre de una persona desaparecida.

Durante un intercambio realizado en plena calle, en donde familiares de víctimas le exigieron acción eficaz para resolver su problemática, Adán Augusto le preguntó a una mujer si confiaba en él, como servidor público.

Ella le respondió “sinceramente ya no confío en nadie”, aludiendo a los atroces periplos que en este país han vivido todas las víctimas, especialmente aquellas que buscan a un familiar desaparecido.

Al titular de Segob se le hizo fácil (o gracioso, quizá) responder “yo tampoco confío en usted” en un tono coloquial, desenfadado. Es una chingadera que dentro de este gobierno se cuenten con los dedos de una mano los funcionarios que se saben conducir de manera correcta, sensible e institucional.

5.- Delfina Gómez será candidata a gobernar el Estado de México

Es delincuente electoral probada. Es inculta, ignorante, ineficaz. Es maestra, pero no sabe hablar ni tampoco leer. No dio resultados al frente de la SEP. Robó a trabajadores de Texcoco.

Se ha ido encumbrando a fuerza de abyección ante AMLO, que ha dicho de ella que es “como mi gemela”.

Encima de todo eso, esta semana, mediante una farsa, Delfina Gómez fue elegida como la futura candidata a la gubernatura del Estado de México por Morena. ¿Saben qué es lo peor de entre todas estas chingaderas? Que es muy probable que gane la elección.


Lo chingón

1.- Adrede o por accidente, la youtuber Meme Yamel reveló que los youtubers que asisten a las mañaneras suelen ser buscados por diversos personajes para “sembrar” preguntas a cambio de dinero. Una mecánica que resultaba evidente para muchos, por la naturaleza de algunos cuestionamientos y denuncias, pero que fue confirmado y con muchos detalles.

2.- La propuesta del PRD para subsidio a la tortilla. Aunque será ignorada por el gobierno federal, el líder de ese partido, Jesús Zambrano, dijo que su bancada impulsará que desde la Cámara de Diputados se instaure dicho subsidio para 2023. Ojalá lo logren.

3.- AMLO quiso atacar a Proceso, pero al hacerlo, lo elogió. El presidente quiso denostar al semanario al criticar que “no se comprometen con nadie” y siempre han estado “distantes del poder”. Solo para el presidente es una falla que un medio no se alíe al poder en turno. Eso quisiera él.

*ofv

También te puede interesar