martes 21 mayo 2024

AMLO ataca a Proceso por estar “distante del poder”; expone portadas que le dolieron

por etcétera

El presidente Andrés Manuel López Obrador criticó que la revista Proceso no se “comprometa con nadie” y se mantenga “distante del poder”, puesto que para él, el periodismo debe tomar partido o postura política.

“El periodismo que ustedes hacen es un periodismo distante completamente al poder, esté quien esté en el poder, ustedes no se comprometen con nadie”, los criticó. Para mi gobierno, dijo “no hay nada de apoyo en Proceso”.

El presidente suele atacar a los periodistas por dos razones: por criticarlo o por no apoyarlo abiertamente. En ambos casos considera que van en detrimento del propio pueblo y a favor de los intereses más corruptos.

Así, señaló como un defecto lo que para muchos especialistas y periodistas del mundo es un alto valor: la distancia del periodismo del poder, lo ostente quien lo ostente.

Durante la conferencia mañanera, AMLO pidió a su equipo que proyectara algunas portadas críticas que el semanario le ha dedicado, mismas que no olvida, a pesar de que ya pasaron años.

Tal como no puede olvidar el supuesto fraude del 2006, el presidente demostró que también lleva en la memoria una portada del mismo año que le dedicó la revista, en la que se habla del “bajón” sufrido por Obrador.

“En 2006, no se me va a olvidar, porque yo no odio, pero no olvido, estábamos en vísperas de la elección del 2006 y una portada, por ahí debe de estar, El Estado soy yo. Y luego que nos hacen el fraude, otra portada, así, al estilo de sus cabezas, como cabecean, así se le llama en el periodismo, algo así como La incertidumbre, una foto en donde está lloviendo y estoy solo, El fracaso”.

Y siguió: “La estrategia soy yo, ante el bajón. Fíjense si no iba a haber bajón. ¿Cuándo fue esta revista? El 2006, ¿verdad? Bueno, cómo no iba a haber un bajón, si estaba la lanzada en contra mía a todo lo que daba. Peligro para México, peligro para México. Ahí está el Proceso”, dijo.

Tras insistir que en Proceso no lo apoyaron, dijo que solo el pueblo lo ha hecho.

Recordó que el propio Julio Scherer le decía que el periodismo no tenía que tomar partido, “pero yo sostengo que sí”. Por supuesto, AMLO se refiere a tomar partido por él, no por nadie más.

Son ya incontables los momentos en que el presidente ha atacado a un periodista que lo critica o que no lo alaba como debiera. Han sido frecuentes las ocasiones en que se lanza con toda fuerza en contra de un comunicador que antes gozaba de sus simpatías, como es el caso de Carmen Aristegui.

Luego, lanzó su acostumbrada consideración sobre la independencia del periodismo:

“Cuando veo que hablan de que son independientes me dan desconfianza, puede ser que sean independientes del pueblo, no del poder”.

Evidentemente, no notó que con esta frase se contradijo a sí mismo, puesto que minutos antes había criticado que Proceso estuviese distante del poder.

“La revista Proceso, por eso: ¡qué me va a extrañar! Lo de Carmen Aristegui, ¡qué me va a extrañar! Lo de Proceso, sí, ellos no contribuyeron al cambio”.

*ofv

 

También te puede interesar