martes 21 mayo 2024

Fallece Carlos Payán, periodista y defensor de los derechos humanos

por etcétera
Cuartoscuro

A los 94 años de edad falleció el periodista Carlos Payán Velver, fundador de los periódicos unomásuno y La Jornada, militante de izquierda, promotor de la libertad de expresión y defensor de los derechos humanos.

Payán Velver nació en el barrio de La Merced, en la Ciudad de México, el 2 de febrero de 1929. Cursó la carrera de Derecho en la UNAM, y después se convirtió en funcionario. Desempeñó diversos cargos en dependencias como la Secretaría de Industria y Comercio, el Banco de México y el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda de los Trabajadores.

En 1977 fue fundador del periódico unomásuno, en el que fue subdirector hasta que salió de ese medio, con otro importante grupo de periodistas, en 1983. Posteriormente, en 1984 también fue de los fundadores de La Jornada, diario del que fue director, cargo que dejó en 1996. Fue presidente del Consejo de Administración del Corporativo Argos.

En 2004 también publicó un libro de poemas, titulado Ixqui.

También colaboró en El Machete, publicación del Partido Comunista Mexicano, y fue director del Centro de Estudios del Movimiento Obrero y Socialista, de cuya revista, Memoria, fue consejero.

Además de la periodística, Payán Velver desarrolló una trayectoria política: ingresó en el Partido Comunista Mexicano a finales de los años 50, y después, como candidato externo, llegó a ser senador por el Partido de la Revolución Democrática entre 1997 y 2000, mientras que en esta organización política también fue miembro de la Comisión de Garantías y Vigilancia.

En 1990 fue consejero de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, y también formó parte de la Comisión de Concordia y Pacificación, integrada por miembros del Congreso mexicano para colaborar en el proceso de diálogo entre el gobierno mexicano y el Ejército Zapatista de Liberación Nacional.

En 2009, a propósito de los 80 años de Payán Velver, Carlos Marín se refirió a él en Milenio como “uno de los escasos periodistas que, formados en el ala más inteligente de la izquierda nacional, ha sabido ejercer en diversos medios el más libertario y plural de los oficios”.

Entre las distinciones que recibió están el doctorado honoris causa de la Universidad de Guadalajara y los premios Nacional de Periodismo Francisco Zarco y el Especial de Honor por Trayectoria Periodística del Club de Periodistas de México.

En 2018 recibió la medalla Belisario Domínguez del Senado de la República en reconocimiento tanto a su trayectoria tanto en el periodismo como en la defensa de los derechos humanos y en la promoción de la libertad de expresión.

En la ceremonia en la que recibió la medalla Payán Velver se refirió a lo que llamó “fascismo de nuevo cuño” entre cuyas características mencionó que se apoya en el caudillismo y el carisma, “no se atienen a programas fijos sino que incorporan infinidad de puntos y levantan consignas de odio según las circunstancias”, persigue a los contrincantes políticos y hay “ataques a los medios informativos y acoso o muerte de sus profesionales”.

También destacó que los nuevos fascistas “no pocas veces acceden a la visibilidad y al poder por medio de mecanismos democráticos, como acaba de suceder en Brasil. En ocasiones se valen de los procesos electorales, de la participación parlamentaria o ministerial, del control heredado de las instituciones y de la politización y manipulación de la justicia”.

En redes sociales hubo diversas manifestaciones de pesar por el fallecimiento de Payán Velver, entre ellas la del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, quien escribió supuestamente al estilo de la Rayuela de La Jornada: “Las buenas noticias a veces no llegan solas. Ganó México en béisbol, pero murió Carlos Payán, periodista de verdad. Abrazo a familiares, compañeros y amigos”.

En su discurso de recepción de la medalla Belisario Domínguez, pronunciado el 19 de diciembre de 2018, un esperanzado Payán Velver dijo: “Ha llegado al poder un incansable luchador que, con la población a su favor, arrasó en casi todo el país. No ha tenido esta gloria otra nación, como dice el letrero luminoso que corona la Basílica de Guadalupe en la Ciudad de México”.

También te puede interesar