domingo 19 mayo 2024

Hay “terrorismo laboral” en Notimex, acusa el sindicato de la agencia

por etcétera

Después de que ayer Sanjuana Martínez Montemayor, directora de la Agencia de Noticias del Estado Mexicano Notimex, señaló “el secuestro” de 40 trabajadores en las oficinas de Notimex, hoy el sindicato rechaza sus acusaciones y denuncia “terrorismo laboral”.

Según la misiva de Martínez Montemayor, los 40 trabajadores están secuestrados por 20 huelguistas “y sus más de 30 porros cuya misión es insultar y agredir a nuestro personal”. A esta acusación el Sindicato Único de Trabajadores de Notimex (Sutnotimex) responde que la presencia de ese número de trabajadores es “una violación de la empresa al acuerdo alcanzado ante la autoridad laboral que sólo autorizó el acceso a 12 personas, entre las cuales no se encuentra la Directora General”. Añade que a esas personas no se les ha impedido la entrada y la salida del edificio de la agencia.

En su comunicación de ayer, la funcionaria dijo que “durante los últimos 20 años Notimex vivió secuestrada por una mafia sindical que controlaba la línea editorial de un órgano propagandístico del gobierno anterior. También controlaba las finanzas con graves acciones de corrupción e igualmente la cuestión laboral de contrataciones y despidos y la venta de plazas”.

Martínez Montemayor también expresó que durante el “proceso de saneamiento” que realiza en la agencia para extirpar la corrupción, el anterior líder sindical “de los últimos veinte años” decidió retirarse, pero que después la Secretaría del Trabajo le otorgó toma de nota a Adriana Urrea, “compañera del exlíder, “despedida por un presunto delito de peculado, a pesar de que la señora no había realizado asamblea y elección alguna”.

Los miembros del Sutnotimex le responden que celebraron que “se haya desterrado la corrupción y el nepotismo de nuestra casa de trabajo con la anterior dirigencia sindical”. Sin embargo, acusan que ello fue sustituido por “el terrorismo laboral ejercido por amigos de la directora, quienes no tienen el perfil para los cargos que ocupan”.

La directora de la agencia también afirmó que hay “una estrategia de golpeteo, difamaciones y agresiones por parte del Sutnotimex, con el objetivo de legitimar su proceso de huelga, que finalmente estalló el pasado jueves 20 de febrero. Se trata de una huelga no huelga, porque Notimex sigue trabajando, ya que ese sindicato no tiene agremiados dentro de la agencia”.

Al respecto el sindicato denuncia que sus miembros en activo han padecido hostigamiento de los directivos para renunciar a sus derechos y pasar a formar parte al sindicato patronal y después firmar un contrato individual.

Acerca de los señalamientos contra Urrea, su secretaria general, el Sutnotimex responde que no tiene ni ha tenido ninguna relación con el exdirigente Conrado García Velasco. Además, sobre una supuesta denuncia ante la Secretaría de la Función Pública contra ella por peculado, aclara que la dirigente no es imputable debido a que ni es funcionaria ni tampoco maneja recursos, además de “que personalmente y en forma voluntaria se presentó ante la dependencia, donde le aclararon que no existe proceso alguno en su contra”.

El sindicato también aclara que, contra lo que afirma Martínez Montemayor, “la huelga es legítima y estalló el primer minuto del 21 de febrero, no el jueves 20 como declara la funcionaria. La huelga deriva de la falta de diálogo y propuestas de la Dirección General en la revisión contractual y por violaciones al Contrato Colectivo de Trabajo”.

Entre esas violaciones está la cancelación de prestaciones económicas contenidas en el Contrato Colectivo de Trabajo, “cuyo cumplimiento es obligatorio por parte de la empresa y significó una disminución del 40 por ciento en los ingresos de los trabajadores”.

El sindicato también declara que se trata de “un conflicto por violaciones a los derechos laborales y humanos de la empresa en contra de los trabajadores de Notimex”.

También te puede interesar