martes 05 marzo 2024

AMLO sobre Anabel Hernández: de “mujer excepcional” a objeto de burla

por etcétera

Tras sus reportajes en los que ha denunciado los vínculos de Morena y del presidente Andrés Manuel López Obrador con el narcotráfico, la periodista Anabel Hernández ha ido cayendo de la gracia del tabasqueño y de sus propagandistas, quienes antes la tenían en la mejor de las consideraciones, lo que ha cambiado radicalmente.

A principios del sexenio, el 11 de diciembre de 2019, el tabasqueño se deshacía en elogios para la reportera, una muy dura crítica de la política de seguridad de Felipe Calderón y de su secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna: “Esta periodista, Anabel Hernández, ha hecho trabajos muy buenos de investigación arriesgando su vida y ha sido ninguneada, hasta mal vista, porque ese periodismo no se hacía, o se hacía y se veía como algo marginal. Ahora es como para reconocerle que ella ha estado tratando el tema y así otras periodistas”.

Posteriormente, el 5 de mayo de 2020, López Obrador ratificó sus elogios para la reportera: “Esta periodista, Anabel Hernández, ha hecho trabajos de investigación de primer orden. Es una mujer profesional en el periodismo y valiente; es una mujer excepcional”.

El 10 de agosto de 2020 el mandatario tocaba el tema de García Luna y volvió a destacar a la investigadora: “Es muy importante la colaboración de Anabel Hernández, de periodistas, y es muy importante para que se siga denunciando, se siga haciendo público si no se actúa y si se ve que hay desviaciones, si se observa que no se está aplicando la ley.

“Qué bien que estas periodistas, en el caso especial de Anabel, que ha arriesgado hasta su vida sigue ayudando, sigue informando, sigue denunciando; y ojalá y otros periodistas porque, hablando en plata, son muy pocos los que denuncian, la mayoría se queda callado porque conocieron a estos personajes, tuvieron incluso hasta relación con ellos, hay periodistas famosos actualmente que los defienden, y no es el caso de Anabel y otros, pero bueno”.

Sin embargo, el presidente comenzó a ver mal a la “mujer excepcional” cuando menos desde junio de 2022, cuando Hernández publicó un reportaje en el que denunció una alianza electoral en 2021 entre integrantes de Morena con una facción del Cártel de Sinaloa encabezado por Iván Archivaldo Guzmán Salazar, hijo de Joaquín Guzmán Loera, el Chapo.

Así, por ejemplo, el 28 de septiembre de 2023 López Obrador divagaba sobre Tomás Zerón y la tortura en el caso de los normalistas de Ayotzinapa desaparecidos en 2014 cuando trajo a colación a la periodista y se burlaba de ella: “Y cuando veo que Anabel Hernández dice que yo soy el responsable de estar creando una nueva ‘verdad histórica’, que estoy igual que el licenciado Peña Nieto, pues me llama mucho la atención. Y que lo declare con la paladina de la libertad Carmen Aristegui quiere decir que vamos bien. Porque si hubiese continuado esta simulación no hubiésemos llegado a nada, que era al final lo que posiblemente querían estos simuladores, seudodefensores de derechos humanos, vividores, gente que se aprovecha y saca beneficios del dolor humano, del dolor de la gente”.

Más adelante, continuó: “Es que todo esto ayuda para que la gente tenga información porque, si no, se vuelve exclusiva y por eso salen las Anabeles Hernández, ¿no?, o las Carmen Aristeguis. Ahora resulta que yo estoy igual que el presidente anterior, y estoy encubriendo y no quiero que se conozca la verdad”.

Y este 31 de enero, tras la publicación del reportaje de Hernández sobre el financiamiento de su campaña en 2006, López Obrador la volvió a mencionar, entre risas, tras Aristegui, lo que, en su caso, no es para nada elogioso sino al contrario.

Los presuntos vínculos de Morena y López Obrador con narcotraficantes es una de las líneas de trabajo que ha seguido la periodista, hasta la denuncia del reciente financiamiento de narcotraficantes a la campaña de López Obrador en 2006. Ahora ha anunciado un libro al respecto.

Desde esos trabajos de Hernández las expresiones de López Obrador contra ella han sido cada vez más infames, tanto que hasta la ha alineado con una de sus “bestias negras”: Carmen Aristegui.

También los propagandistas del tabasqueño no escatimaban en solidaridad y admiración a Hernández en Twitter. Así, en noviembre de 2016 Epigmenio Ibarra le manifestaba su respeto tras las advertencias que la periodista recibió tras la publicación de su libro La verdadera noche de Iguala: “Circulan en la red amenazas contra la periodista Anabel Hernández. Mi respeto y solidaridad para ella y @AristeguiOnline”.

En julio de 2019 Jenaro Villamil, presidente del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano, comentó un tuit de una entrevista con Julio Hernández López en la que Anabel habló de la forma en que se corrompió la Policía Federal desde el sexenio del segundo presidente panista: “Que dice el señor @FelipeCalderón ante esta acusación?”.

El sicofante Álvaro Delgado anunció el 15 de julio de 2020 que tendría “el privilegio de presentar el más reciente libro de la periodista Anabel Hernández, ‘El traidor’, el diario secreto del hijo del Mayo’”.

El 22 de agosto de 2021 la senadora Citlalli Hernández comentó de la siguiente forma un reportaje de Anabel Hernández sobre Luis Cárdenas Palomino: “Mientras que Guanajuato y el país se hundían en sangre y violencia a mitad del sexenio de @FelipeCalderon , Garcia Luna y sus torturadores a sueldo compraban departamentos de lujo en la CDMX, aprovechándose del negocio inmobiliario generado por el PAN y PRD”.

Todo ello ha cambiado, y no precisamente a favor de Anabel Hernández.

También te puede interesar