lunes 27 mayo 2024

IED muy alta: bendito nearshoring

por José Yuste

Desde luego, México se está viendo favorecido por pertenecer al bloque económico de Norteamérica y, muestra de ello, fue el dato de inversión extranjera directa (IED) en 2022, al haber registrado 35 mil 291.6 millones de dólares, siendo 12% mayor respecto de la registrada en 2021 (en aquel año entraron por IED 31 mil 543.5 millones de dólares).

El fenómeno del nearshoring está favoreciendo fuerte a nuestro país. México es receptor de la inversión que estaba en Asia y que busca comercializar con Estados Unidos, pero con la guerra comercial entre EU y China las inversiones asiáticas instaladas en aquel continente han visto en nuestro país un lugar ideal para invertir, cerca del mayor mercado del mundo, con el cual se tiene un acuerdo comercial, el T-MEC, pudiendo exportar de manera prácticamente libre de arancel.

  • EL 42% PROVINO DE EU; EL SEGUNDO, DE CANADÁ

Por eso, la mayor IED proviene de Estados Unidos.

De los 35,291.6 millones de dólares obtenidos en el 2022, el 42% provino de Estados Unidos, al obtenerse 15,021.6 millones de dólares. Y el segundo lugar provino también del otro socio comercial norteamericano, Canadá, de donde se obtuvieron 3,780.1 millones de dólares. No hay duda: el T-MEC, con el nearshoring, está atrayendo inversiones duraderas hacia México. Nuestra economía, hoy más que nunca, está ligada a la economía estadunidense y canadiense.

  • TELEVISA-UNIVISION Y AEROMÉXICO, LAS EXTRAORDINARIAS

Hubo dos inversiones extraordinarias, pertenecientes a capital estadunidense, que llamaron la atención. Una es la fusión de Televisa con Univision y la otra fue la capitalización de Aeroméxico. Entre ambas se captaron 6 mil 875 millones de dólares durante el primer trimestre de 2022.

Pero también llamó la atención la inversión en manufacturas, sobre todo la del sector automotriz. De hecho, el 36% de la IED fue en manufactura, destacando la automotriz, componentes electrónicos, fabricación de autopartes, fabricación de equipo de generación y distribución eléctrica e industria del hierro y acero. O sea, también producción que tiene que ver con exportaciones a Estados Unidos.

  • LA ESPAÑOLA, IED QUE SE CAYÓ

Sin embargo, es claro el daño hecho con la inversión europea, en particular con el que era nuestro principal socio del Viejo Continente, España. Recordemos todos los capítulos donde desde Palacio Nacional se ha pedido que España pida perdón por un hecho histórico que sucedió hace más de 500 años y donde ni siquiera se trataba de México (era el Imperio Azteca) ni de España (era el Reino de Castilla y León).

Las inversiones españolas fluían bien en México. Aquí vemos inversiones de largo plazo, que van desde el BBVA o Santander hasta Iberdrola o Repsol, y siguen teniendo fuerte presencia en nuestro país. Pero ahora España pasó hasta el sexto lugar como país inversor en México durante el 2022, con apenas una inversión de 1,637.9 millones de dólares.

En cambio, llama la atención que tengamos inversión argentina, siendo el tercer país que invirtió más en México. La inversión argentina es mucho menor que la de Estados Unidos y Canadá, pero no fue nada despreciable, de 2,315.9 millones de dólares.

Sin duda, el fenómeno del nearshoring está lanzando un salvavidas de inversión extranjera directa a favor de México, en momentos donde la inversión privada mexicana se ha estancado por distintos factores de incertidumbre.

Pero los extranjeros lo ven de distinta manera: buscan exportar hacia Estados Unidos a muy largo plazo, sin importar gobiernos, y sustituir sus inversiones asiáticas para traerlas a México, donde tienen garantizado el acceso al mercado norteamericano.


Este artículo fue publicado en Excélsior el 09 de febrero de 2023. Agradecemos a José Yuste su autorización para publicarlo en nuestra página.

También te puede interesar