domingo 03 marzo 2024

Siguen crímenes contra mujeres; pese a protestas, AMLO guarda silencio

por etcétera

Desde el jueves pasado fueron dados a conocer en varios estados de la República cuando menos seis crímenes contra mujeres que podrían constituir feminicidios, lo que muestra que la violencia contra las mujeres no cede. Sin embargo, no ocupa la atención del presidente Andrés Manuel López Obrador.

El jueves 24 de septiembre fue asesinada a balazos afuera de su casa en Zacatecas Carmen Vázquez, quien era conocida como “Caramelo”, parte de los choleros del municipio de Guadalupe. Era una opositora al uso de las drogas entre los jóvenes.

El mismo día desapareció en Puebla Nayeli de la Cruz Gracia, de 20 años, quien posterior y supuestamente apareció un video en el que sus agresores le quitan la vida. Sin embargo, aún no se ha dado con su paradero.

Probablemente el caso que más difusión ha tenido es el de Jessica González, joven de 21 años recién graduada como profesora de educación básica, quien el lunes de la semana pasada fue reportada desaparecida y fue encontrada muerta el viernes pasado en Morelia, Michoacán.

Las primeras indagatorias señalan hacia un joven de nombre Diego “M”, quien podría haber contado con la complicidad de su padre Bruno “M” y su novia Hanna “S” para cometer el asesinato. Ya se giraron órdenes de aprehensión e incluso se solicitó ficha roja a Interpol, ya que se presume que podrían ya hasta haber salido del país.

También el viernes 25 de septiembre, en una comunidad de Tequisquiapan, Querétaro, fue asesinada Ana Noemí Álvarez, de 20 años, cuyo cadáver fue encontrado en condiciones que mostraban abuso sexual y estrangulamiento. Por el hecho fue detenido un sospechoso, quien había sido cuñado de ella.

Otro caso se registró en Comitán, Chiapas, donde fue ultimada Nayeli, mujer de 18 años con un hijo de dos años, quien trabajaba como niñera. Subió a un taxi para dirigirse a su trabajo por el rumbo del Instituto Tecnológico que se encuentra en ese municipio.

Su cuerpo fue encontrado en la carretera con marcas de agresión sexual y tortura. Por el delito ya han sido detenidas dos personas, Erick Enrique “N” (con quien se supone mantenía una relación sentimental) y Cecilia “N”. Apenas el 11 de septiembre se había registrado otro feminicidio en ese municipio chiapaneco.

El sábado pasado en Saltillo, Coahuila, fue encontrada sin vida, con huellas de estrangulamiento, Alondra Elizabeth Gallegos García, de 20 años y con una hija de cuatro años, quien llevaba desaparecida cuatro días. Según se reportó, su agresor, José “S”, para quien trabajaba la víctima, se entregó y fue quien dio los datos necesarios para hallar el cadáver de la joven mujer.

La gran mayoría de los casos reseñados generaron denuncias y protestas tanto en plazas públicas como en las redes sociales, además de cobertura en los medios de comunicación.

El domingo Nadine Gasman, titular del Instituto Nacional de las Mujeres, dijo que ya está dando seguimiento a los casos de Jessica y de Alondra para agilizar el acceso de sus familiares al sistema de justicia.

Además, comentó que “la comisionada para la prevención y atención a la violencia contra las mujeres está trabajando, liderando el trabajo de atención a las víctimas. Hemos estado dialogando con los diferentes grupos todas nosotras bajo el liderazgo de la Secretaria de Gobernación, y buscando como mejorar el acceso a la justicia, hacer que la atención al sistema de justicia sea más ágil y resuelva los casos de las mujeres”.

Sin embargo, pese a la resonancia que tuvieron los asesinatos y feminicidios arriba referidos, este lunes el presidente Andrés Manuel López Obrador no le dedicó ni una sola palabra al problema. Al iniciar su conferencia de prensa dijo que se les había hecho tarde porque sábados y domingos no hay reunión de Gabinete de Seguridad y “se tratan muchos temas, todo lo que sucede el fin de semana”.

Pero, al parecer, el presidente no fue informado de la violencia contra las mujeres y, si lo fue, no le pareció relevante para abordarlo en su conferencia de prensa.

El Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública reportó que entre enero y agosto de 2020 ha habido 626 feminicidios y 2 mil 240 homicidios de mujeres.

Por su parte, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía informó que el año 2019, primero del gobierno de López Obrador, fue en el que se han registrado más asesinatos de mujeres desde 1990, con 3 mil 874.

Pese a esos números y hechos, el presidente López Obrador dijo en julio pasado: “No estamos abandonando a las mujeres; estamos protegiendo a las mujeres, se está castigando a los que asesinan a las mujeres, el feminicidio. No hay disminución de presupuesto, nunca se había protegido tanto a las mujeres de México como ahora”.

También te puede interesar